Seleccionar página

Cuando hablamos de diabetes, a menudo pensamos en el azúcar en sangre, la insulina o la dieta. Pero hay un factor que podría estar pasando desapercibido: la masa muscular. Recientes investigaciones sugieren que la baja masa muscular puede aumentar el riesgo de muerte entre las personas con diabetes.

Meta Descripción: Exploramos cómo una disminución en la masa muscular puede afectar a las personas con diabetes y por qué es vital mantener los músculos fuertes para una vida saludable.

¿Por qué es Importante la Masa Muscular?

Nuestros músculos desempeñan funciones vitales más allá de permitirnos mover y levantar objetos. También:

  • Ayudan en la regulación del azúcar en sangre, ya que consumen glucosa durante la actividad física.
  • Mejoran el metabolismo, lo que puede ayudar a controlar el peso, un factor clave en la gestión de la diabetes.
  • Protegen contra caídas y lesiones, que pueden ser más frecuentes y graves en personas con enfermedades crónicas.

Relación entre la Baja Masa Muscular y el Riesgo de Muerte

Varios estudios han mostrado que las personas con diabetes que tienen menos masa muscular tienen un riesgo mayor de morir que aquellos con una masa muscular saludable. Las razones incluyen:

  • Mayor vulnerabilidad a complicaciones como enfermedades cardíacas o renales.
  • Disminución de la movilidad, que puede llevar a un estilo de vida sedentario, empeorando otros síntomas de la diabetes.
  • Desregulación del azúcar en sangre, ya que menos músculo puede significar un menor consumo de glucosa.

¿Cómo Mantener y Aumentar la Masa Muscular?

Afortunadamente, hay acciones que las personas con diabetes pueden tomar para prevenir la pérdida de masa muscular y, en algunos casos, incluso recuperarla:

  1. Ejercicio Regular: La combinación de ejercicios aeróbicos y de resistencia es ideal. Mientras que los aeróbicos, como caminar o nadar, mejoran la salud cardiovascular, los ejercicios de resistencia o pesas aumentan la masa muscular.
  2. Dieta Balanceada: Consumir suficiente proteína es esencial para mantener y construir músculos. Pero es importante equilibrarla con carbohidratos saludables, grasas y fibra, especialmente si tienes diabetes.
  3. Control Regular: Hacerse chequeos médicos frecuentes para controlar la diabetes y ajustar el tratamiento si es necesario.
Lea más  ¿Pueden los antibióticos reducir el riesgo de algunos tipos de cáncer?

Conclusión

La relación entre la baja masa muscular y el aumento del riesgo de muerte en personas con diabetes es un recordatorio de que la gestión de esta enfermedad va más allá del simple control del azúcar en sangre. Es vital adoptar un enfoque holístico, donde se cuida la alimentación, se practica ejercicio regularmente y se mantiene un control médico constante. Con las estrategias adecuadas, es posible llevar una vida plena, activa y saludable a pesar de la diabetes.